ISBN 9789872380632 Categorías , Etiquetas ,

Escacez e igualdad

Autor(es): Grosman, Lucas S.
Editorial: Libraria
Año: 2008
Ciudad: Buenos Aires

“Lucas Grosman ha escrito un libro de enorme importancia y alcance. El contexto inmediato es Argentina, pero se refiere a los dilemas que enfrenta toda socialdemocracia. Contra el consabido dogma según el cual las constituciones imponen solo obligaciones negativas, el profesor Grosman identifica las circunstancias en las que el Estado tiene la obligación de tomar las medidas positivas necesarias para hacer realidad los derechos sociales constitucionalmente consagrados, como el derecho a la educación, vivienda o atención médica. Explica asimismo por qué compete al Poder Judicial asegurar que los poderes políticos del Estado cumplan de manera adecuada con estos deberes afirmativos. El profesor Grosman confronta de lleno el problema de la escasez, pero rompe con las tradiciones prevalentes y ofrece una visión más robusta de los derechos sociales. Permite que el Estado tenga un espacio de libertad al distribuir recursos escasos entre todas las demandas en conflicto que enfrenta, pero no obstante identifica tres situaciones distintas –que él denomina paradigmas de control judicial– en las que tal libertad debe verse limitada. Al final del día, el Poder Judicial puede tener que enfrentar al Ejecutivo y al Legislativo y censurarlos por no haber honrado en un sentido práctico un derecho que la constitución promete. El profesor Grosman no se intimida ante tal conclusión, pero busca justificarla en función de la urgencia del valor constitucional en riesgo: la igualdad. En este sentido, su libro es un tributo al estado de derecho, y finaliza con una frase que debería resonar en toda democracia constitucional: ‘Allí donde la Constitución es más exigente, también deben serlo los jueces’”. Del prólogo de Owen Fiss.

$13.500

2 disponibles

Descripción

“Lucas Grosman ha escrito un libro de enorme importancia y alcance. El contexto inmediato es Argentina, pero se refiere a los dilemas que enfrenta toda socialdemocracia. Contra el consabido dogma según el cual las constituciones imponen solo obligaciones negativas, el profesor Grosman identifica las circunstancias en las que el Estado tiene la obligación de tomar las medidas positivas necesarias para hacer realidad los derechos sociales constitucionalmente consagrados, como el derecho a la educación, vivienda o atención médica. Explica asimismo por qué compete al Poder Judicial asegurar que los poderes políticos del Estado cumplan de manera adecuada con estos deberes afirmativos. El profesor Grosman confronta de lleno el problema de la escasez, pero rompe con las tradiciones prevalentes y ofrece una visión más robusta de los derechos sociales. Permite que el Estado tenga un espacio de libertad al distribuir recursos escasos entre todas las demandas en conflicto que enfrenta, pero no obstante identifica tres situaciones distintas –que él denomina paradigmas de control judicial– en las que tal libertad debe verse limitada. Al final del día, el Poder Judicial puede tener que enfrentar al Ejecutivo y al Legislativo y censurarlos por no haber honrado en un sentido práctico un derecho que la constitución promete. El profesor Grosman no se intimida ante tal conclusión, pero busca justificarla en función de la urgencia del valor constitucional en riesgo: la igualdad. En este sentido, su libro es un tributo al estado de derecho, y finaliza con una frase que debería resonar en toda democracia constitucional: ‘Allí donde la Constitución es más exigente, también deben serlo los jueces’”. Del prólogo de Owen Fiss.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.